Libros de texto, incompletos para exigencias de modelo educativo, dicen maestros

Profesores de educación básica coinciden en que podrían pedir libros de apoyo, para completar la formación de los alumnos

Los libros de texto que alumnos de educación básica recibirán de forma gratuita al inicio del próximo ciclo escolar, carecen de temas que van acordes a las exigencias del nuevo modelo educativo, consideran algunos profesores de escuelas públicas en Tlaxcala.

Es por eso que tienen contemplado hacer saber a los padres de familia del requerimiento de libros extras o “de apoyo” para complementar la formación de los alumnos en las aulas de clases, principalmente para quienes ingresarán a la secundaria.

A decir de algunos docentes, los temas que los libros que otorgará la Secretaría de Educación Pública (SEP) a través de la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos (Conaliteg), no están actualizados y requieren de textos de otros autores que, aunque no de manera obligatoria, si serán de gran consulta en los salones.

Por eso, algunos los incluirán en las listas escolares o avisarán con anticipación para que de ser posible, al inicio de curso quienes deseen adquirirlos, ya lo tengan.

Aunque anunciaron que ningún alumno o padre de familia está obligado a adquirir algún material extra, en caso de ser necesario un libro adicional sería una guía básica, y el libro de texto gratuito pasaría a segundo término, y sólo serviría como libro de consulta.

Este método se ha utilizado desde hace años, y en algunos casos funciona, aunque en otros sólo se trata de un mero “gancho” para que profesores hagan convenio con librerías o casas editoriales y estas obtengan más ventas a costa de las personas.

Para este ciclo escolar, el nuevo modelo educativo llamado “La Nueva Escuela Mexicana” aún no entrará en vigencia, pues a pesar de que la reforma educativa ya fue aprobada, falta que el Congreso de la Unión legisle las leyes secundarias, estas tienen que ver con la aplicación de los planes y programas de estudio, la evaluación docente y la evaluación de la enseñanza.

Al derogarse la reforma educativa anterior, y al no tener aún un sistema educativo bien definido, lo único que queda es guiarse con el anterior, es decir, aquel que estaba vigente antes del sexenio del presidente Enrique Peña Nieto y que algunos docentes se niegan a adaptarse.

Es así como justifican entonces la necesidad de tener materiales de apoyo extras, libros y posiblemente formas de enseñanza, pues en tanto “La Nueva Escuela Mexicana” no entre en funcionamiento, tendrán que continuar dando lección igual, incluso con los mismos temas de hace 10 años.

Author: Miguel Ángel Lara

foto reportero en Grupo ABC Tlaxcala y reportero de "ABC Noticias de Tlaxcala"